Fundación Pensar en Durban – Boletín #9

COP17

Durban, Sudáfrica,

Fundacion

Pensar. Planeta, Politica, Persona

7 de diciembre de 2011

En este boletín se destacan en primer orden las actividades desarrolladas por parte de gobiernos locales y ciudades en Durban, y en una segunda parte se presenta el estatus de las negociaciones internacionales en el marco de la COP17.

 

La Fundación Pensar participó en el evento organizado por el gobierno local de Cape Town, Sudáfrica exponiendo el Pacto de la Ciudad de México, sus antecedentes, características generales, los principales hallazgos que surgieron a raíz de la compilación del Primer Reporte Anual 2011 del Pacto de la Ciudad de México así como una mirada hacia las perspectivas a futuro y principales retos que este instrumento político y de compromiso de ciudades ante el cambio climático deberá enfrentar.

 

De igual forma la Fundación Pensar estuvo presente durante un evento organizado por la Unión Europa sobre gobiernos locales y regionales  en el cambio climático. En este evento estuvo como invitado Yunus Arikan Gerente del Centro de Ciudades y Clima de ICLEI así como el responsable del Registro Climático de Ciudades, carbonn quien presentó cómo las ciudades han demostrado hace ya varios años su liderazgo y acciones concretas ante el cambio climático, mencionando esfuerzos globales como la firma del Pacto de la Ciudad de México, la firma de la Carta de Adaptación de Durban y en especial del compromiso de las ciudades de registrar de forma transparente, mensurable y verificable, sus acciones para la reducción de gases de efecto de invernadero a través del Registro Climático de Ciudades, carbonn, que presentó su primer reporte anual también en el marco de esta Convención.

 

Durante este evento se mencionó que mientras los gobiernos nacionales aun discuten sus mecanismos, cantidades y procesos de reducción de emisiones, los gobiernos locales se encuentran ya reduciendo emisiones de GEI, realizando planes de adaptación y dando respuestas concretas ante el cambio climático que es ya una realidad para la humanidad.

 

En este evento estuvo presenta Martha Delgado Peralta, Secretaria del Medio Ambiente de la Ciudad de México y Vice Presidenta de ICLEI y Gino van Begin, Subsecretario General de ICLEI a quienes los organizadores del evento reconocieron como invitados especiales  del evento y a quienes cedieron la palabra para compartir la trayectoria que a través de ICLEI y de iniciativas como el Pacto de la Ciudad de México las ciudades se encuentran luchando ante el cambio climático ya sea a través de medidas de mitigación como medidas de adaptación.

La Secretaria del Medio Ambiente de la Ciudad de México y Vice Presidenta de ICLEI, Martha Delgado Peralta dirigiendo unas palabras durante el foro organizado por la Unión Europa sobre ciudades y cambio climático.

La Secretaria del Medio Ambiente de la Ciudad de México y Vice Presidenta de ICLEI, Martha Delgado Peralta dirigiendo unas palabras durante el foro organizado por la Unión Europa sobre ciudades y cambio climático.

Ana Romero Salcedo, Secretaria General de Fundación Pensar, el Ministro de Medio Ambiente y Cambio Climático de Escocia, Stewart Stevenson y la Secretaria del Medio Ambiente de la Ciudad de México y Vice Presidenta de ICLEI, Martha Delgado Peralta haciendo entrega del Primer Reporte Anual 2011 del Pacto de la Ciudad de México.

Ana Romero Salcedo, Secretaria General de Fundación Pensar, el Ministro de Medio Ambiente y Cambio Climático de Escocia, Stewart Stevenson y la Secretaria del Medio Ambiente de la Ciudad de México y Vice Presidenta de ICLEI, Martha Delgado Peralta haciendo entrega del Primer Reporte Anual 2011 del Pacto de la Ciudad de México.

Por otro lado, las negociaciones por el clima continúan en Durban con la presencia de mandatarios y ministros de medio ambiente, que cada vez, tratan de acelerar más el paso para obtener resultados finales y que estos se presenten al mundo este próximo viernes.

Es importante mencionar que ante las expectativas generadas por China, debido a sus pasadas declaraciones,  y por las condicionantes puestas sobre la mesa para negociar un segundo periodo de compromisos del Protocolo de Kioto, India  ha reaccionado también y ambos países se destacan en general por varios posicionamientos. Por un lado, no apoyan la decisión de la arquitectura legal del texto, que claramente determinaría que el resultado final del proceso del Plan de Acción de Bali definiría un nuevo instrumento legal. Esta situación ante el Protocolo de Kioto, que es un bastión basado en un perfil de acción climática obligatoria y legal que regula las acciones multilaterales de las negociaciones, lo afecta ante la falta clara de crear instrumentos legales como apoyo para la cooperación climática internacional. En este sentido, China e India ponen de manifiesto sobre la mesa su falta de flexibilidad y comportamiento contradictorio ante los posicionamientos que expresan a través de sus declaraciones en plenarias, dado que expresan la importancia de la existencia de reglas basadas en acuerdos multilaterales, tal cual se encuentra en el Protocolo de Kioto. De esta forma, el grupo que representa a los pequeños estados insulares, quienes han estado debatiendo en la mesa a favor del Protocolo de Kioto, junto con la creación de un nuevo instrumento internacional que promueva una cooperación de largo plazo a partir del 2012, esperan el cambio de posición de países como China e India, para que se desarrollen acciones firmes contra el cambio climático.

El nivel de ambición de los compromisos para reducir las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) ha estado también dentro del debate climático internacional, pues la Unión Europea ha reiterado a los países en desarrollo la necesidad de elevar el nivel de ambición de reducción de emisiones. En este sentido la posición de Brasil y China, primero y sexto emisores de GEI en el mundo, han condicionado su participación a un segundo periodo de compromisos prácticamente si el instrumento legal y vinculante se implementa a partir del 2020. La Unión Europea de manera solitaria, se ha dado a la tarea de renovar el Protocolo de Kioto y su segundo periodo de compromisos, sin embargo es la responsable de tan solo el 11% total de las emisiones de GEI, por lo que se ha enfocado en invitar a otros países a sumarse a crear un nuevo marco legal y vinculante.

Por otro lado, países como Estados Unidos, continúan en la posición de negociar sólo un régimen posterior al 2020 y por lo tanto no desean actuar en nada que los comprometa en un periodo de corto a mediano plazo, más allá de lo que implique implementar los Acuerdos de Cancún. En cuanto a Canadá, su posición ha sido clara desde que iniciaron estas negociaciones, y es un país que se ha destacado por descartar el Protocolo de Kioto en todo sentido y que ha declarado que incluso si China tiene intenciones de comprometerse con un segundo periodo de compromisos, la posición de Canadá no cambiará.

Es así que una vez más, las negociaciones del clima se enfrascan en un camino que parece sin salida, que de nuevo para lograr acuerdos se hace necesaria la voluntad política de las partes. Es necesario mencionar que la falta de consenso en estas negociaciones, implicará el retraso en el desarrollo de futuras acciones climáticas,  lo cual puede implicar un riesgo climático mundial indudable con el incremento de la temperatura global más allá de los 2°C.

­­­­­­­­­­­­­­­­